lunes, 28 de febrero de 2011

Hielo seco: Enfriando que es gerundio


El "hielo seco", también conocido como "nieve carbónica", es una sustancia muy parecida al hielo por aspecto y temperatura, tanto que podría pasar perfectamente por hielo aunque enfría mucho más y no deja restos de humedad. Esto es debido a que el hielo a partir de cierta temperatura (aproximadamente unos 4º C) comienza a derretirse convirtiéndose en agua líquida. Sin embargo el hielo seco, que es realmente dióxido de carbono en estado sólido, no se derrite como el hielo al pasar una barrera de calor, pasa directamente a estado gaseoso, lo que se denomina sublimación.


Dado que su punto de sublimación es muy bajo, -78ºC, y que no deja residuo líquido lo convierten en un excelente refrigerante, que lo podemos encontrar en forma de gránulos, barras o placas. Se suele guardar en recipientes aislantes y porosos, ya que en recipientes herméticos por la expansión del gas a temperatura ambiente podría provocar una explosión.

Suele usarse en la refrigeración de alimentos, medicinas, frutas, etc., ya que su capacidad de enfriamiento es mayor que la del hielo y la asuencia de humedad favorece el retraso en la proliferación de bacterias. Su uso más llamativo es en la generación de falsa niebla, provocada por su sublimación, para los efectos especiales de cine y teatro


Al ser un gas más denso que el aire, se usa en los extintores de incendios ya que consigue formar una capa sobre el fuego que impide el acceso de éste (para arder es necesario oxígeno) y apaga el fuego. Además, dada su rápida expansión en estado gaseoso, existen cartuchos de CO2 para inflar las ruedas, en algunas cafeteras se usa para hacer café Express, o incluso para dar presión a un barril de cerveza.



Referencias:
1. http://es.wikipedia.org/wiki/Hielo_seco
2. http://www.laflecha.net/canales/curiosidades/noticias/que-es-el-hielo-seco

martes, 15 de febrero de 2011

Jodhpur, ¿la ciudad de los pitufos?


Si algo distinguía a estas diminutas criaturas era su característico color azul. Pues, de igual manera, si por algo es conocida Jodhpur es por que entre sus calles no hay espacio para otro color que no sea el azul.


La ciudad está rodeada por una muralla con siete puertas, y entre la variedad de edificios destacan por su belleza los palacios, el fuerte Meherangarh, pero sobre todo, sus casas azules.


Al parecer el predominio de este color, que le da nombre a la ciudad, se remonta siglos atrás, cuando los brahmanes, miembros de la clase sacerdotal, pintaban sus domicilios del color del rostro de la diosa Krishna para indicar sus casas y diferenciarse del resto de la población. Con el tiempo, el resto del pueblo fue tomando la misma costumbre, que ha llegado hasta la actualidad.


Hoy en día se cree que el uso del índigo permite suavizar el sofocante calor que azota sus pequeñas calles (como ocurre en muchas poblaciones de Andalucía donde se encalan la casas para repeler el calor), fruto de la cercanía con el desierto de Thar. Además, según su población, el color azul sirve para ahuyentar todo tipo de insectos. 


Referencias: 
1. http://laculturamepersigue.wordpress.com/2011/01/31/jodhpur-la-ciudad-azul-de-la-india/
2. http://www.taringa.net/posts/imagenes/5489605/Jodhpur---India---Fotos-Propias.html

martes, 1 de febrero de 2011

"Cent mille milliards de poèmes"


Para los que no se prodiguen en la lengua de Alexandre Dumas viene a significar "cien mil millones de poemas", y es el título de un original libro de sonetos del poeta Raymond Queneau, que como su nombre indica contiene exactamente cien mil millones de poemas. Alguien podría pensar que para poderlo editar en papel el tamaño de la letra debería ser extremadamente pequeña o que estamos ante un libro de miles y miles de páginas. Pues ni una cosa ni la otra, "Cent mille milliards de poèmes" contiene exactamente 10 páginas. Entonces ¿cómo es posible que contenga tal cantidad de poemas?

La explicación es sencilla y muy ingeniosa: Cada página tiene los catorce versos que forman la estructura de un soneto, pero cada verso está sobre una especie de "tira" móvil e independiente que podemos separar, de forma que es posible combinar todos los versos de todas las páginas para formar sonetos diferentes. Para los amantes de la estadística, este "juego" de versos se traduce en 1014  combinaciones posibles (100.000.000.000.000)


Cualquier mezcla que hagamos formará un soneto con sentido, atendiendo a las estrofas, el ritmo y la rima. Además, es muy probable que tomando un poema al azar el lector sea el primero en leerlo ya que, según afirmaba el propio Raymond Queneau, si se nos toma unos 45 segundos en leer un soneto y otros 15 en preparar el siguiente, para leer todas las combinaciones tardaríamos aproximadamente unos doscientos millones de años.

Os dejo con un par de versiones online que generan los distintos sonetos del libro, por si os queréis entretener: Una (pulsa + y/o - en cada verso) y dos (pasa con el ratón sobre cada verso)


Referencias:
1. http://www.papelenblanco.com/poesia/el-poema-mas-largo-de-todos-los-tiempos
2. http://debates.coches.net/showthread.php?t=94543